Publicado en Ensayo

Gitana de Willie Colón seduce a ritmo de salsa y enamora con su poesía

Gitana de Willie Colón

seduce a ritmo de salsa y enamora con su poesía

 

“Si vinieran los gitanos,
harían con tu corazón
collares y anillos blancos”

Federico García Lorca

 

Sentado en un bus camino a Mérida  entre canción y canción, de esas que sólo ellos suelen  colocar,  logré oír “Gitana”,  una de mis piezas favoritas de salsa,  compuesta por Willie Colón, esa canción hace volver  mis pensamientos a los años Ochenta, década agitada  para mí a pesar de la corta edad que tenía para entonces.  Entre sueños y amores (la mayoría platónicos) ese período me dejó grabado sus huellas, leí por vez primera Cien años de soledad, me inicié en el mundo del rock escuchando Iron Maiden,  Metalllica, Guns and Rose y Bon Jovi y también en esos años  sin saber bailar salsa me atreví a invitar a bailar a una joven de cabello azabache y mirada nocturna.

La vida de los gitanos siempre ha excitado la curiosidad de los artistas, aunque por desgracia solamente suelen centrarse en unos pocos tópicos  como  el baile o su eterno andar. El escritor Gabriel García Márquez en su novela Cien años de soledad,  nos dibuja el ambiente de los gitanos como un mundo lleno de magia y misterios, de esta manera, encontramos  su libro: “Un buen día llegaron al pueblo unas caravanas de gitanos ofreciendo todos los productos nuevos y con cualidades “mágicas” a la gente que los veía asombrados por como con un simple trozo de metal atraían hacia sí todas las cosas de fierro de las casas.”

En la composición “Gitana” de Willie Colon  disfrutamos entre sus estrofa  la Rima XXXVIII del libro Rimas y Leyendas del poeta español Gustavo Adolfo Bécquer. Según los expertos el músico se inspiró en esta Rima para crear dicha obra, el tema presenta en su composición  el desamor  y a través de  él  se puede observar al hombre-músico buscar el destino final de los sentimientos o como el filósofo Heráclito de Éfeso  nos muestra “todo fluye”, esta afirmación la específica cuando nos ilustra: Para las almas es muerte llegar a ser agua, para el agua es muerte llegar a ser tierra, y de la tierra nace el agua, del agua el alma.” En este sentido en la canción leemos la siguiente recreación:

“Las palabras son de aire, y van al aire

Mis lágrimas son agua, y van al mar

Cuando un amor se muere

¿Sabes chiquita a dónde va?

¿Sabes chiquilla a dónde va?”

 

O tal como lo diría el poeta Bécquer:

“Los suspiros son aire, y van al aire.

Las lágrimas son agua y van al mar.

Dime, mujer, cuando el amor se olvida,

¿sabes tú adónde va?”

Como lo expresó el propio Willie Colón  en una entrevista “A mí me gusta la letra bonita, que tenga poesía, que sea sensual. Admiro el arte de poder expresar imágenes sensuales y sexuales pero de una manera fina y enaltecida”. Tal vez por ello el arreglista y cantante haya tomada inspiración de la rima de Bécquer para crear su exitosa tonada, en la que describe el sentimiento de un amor no correspondido, la idolatría hacia una mujer étnica y culturalmente inalcanzable, en sus versos  habla con un corazón  entregado y  honesto, el cual dice:

“Sé que nunca fuiste mía

Ni lo has sido, ni lo eres

Pero de mi corazón

Un pedacito tú tienes

Tú tienes, tú tienes, tú tienes, tú tienes”

 

El poeta  Federico García Lorca una vez  escribió: “El gitano es lo más elemental, lo más profundo, lo más aristocrático de mi país, lo más representativo de su modo y el que guarda el ascua, la sangre y el alfabeto de la verdad andaluza universal.” Probablemente sea esa la razón  por la cual sentimos en la canción “Gitana” esa  pasión que nos parece tan cercana, tan  familiar. ¿Acaso tú corazón no ha ardido cual leño en fogón alguna vez…?

La canción guarda también  cierta similitud con el libro Carmen, novela del escritor francés Prosper Mérimée, allí notamos que tanto  la canción como la novela  son dedicadas a una gitana y en ambas un hombre le expresa su amor a una mujer  que nunca les correspondió, también en las dos creaciones se habla de la ira que los celos producen a los enamorados no correspondidos, de ello damos cuenta en los siguientes versos:

“ Y tengo celos del viento

 porque acaricia tu piel

De la Luna la que miras

Del Sol porque te calienta

Yo tengo celos del agua

Y del peinecito que a ti te peina

 

Y por los celos, los celos, los celos

A mí el corazón me arde, me arde

Y por los celos, los celos, los celos

A mí el corazón me arde, me arde”

La creación musical “Gitana” del neoyorquino William Anthony Colón Román conmueve y acaricia el espíritu de los enamorados, también percibir en ella  el   vuelo de la imaginación, el cual nos permite  descubrir en la letra y en la música el movimiento sensual de los sentidos.  Gracias a la mezcla tropical del verbo y a al sonido, este ritmo nos nueve  con una cadencia armónica e impetuosa, como el balance creador de las estaciones, donde paradójicamente el fin de una es el comienzo de la otra. Por lo que , la percepción del cambio a pesar de la constancia, nos regala la entrega y la pasión que  vive quien ama a pesar de no ser correspondido:

“Sin mirarte yo te miro

Sin sentirte yo te siento

Sin hablarte yo te hablo

Sin quererte yo te quiero

 

Las manos se me sudaban,

 el pecho me palpitaba

Loco, enamorado

Y tú nunca sabías nada”

Si algo es completamente indudable es la relación del  mundo gitano con  la pasión y la libertad,  así lo registraron grandes escritores  entre ellos  Miguel de Cervantes y Saavedra cuando plasma: “Bailan las gitanas,/ míralas el rey;/la reina, con celos,/mándalas prender.” También lo reflejaron famosos cantantes como Shakira al  interpretar: Y va liviano/ Mi corazón gitano/ Que solo entiende de latir/… Aprovéchame/ que si llegué ayer /Me puedo ir mañana /Que soy gitana. En ese mismo sentido el velo de la seducción-esperanza, magia-misterio  se mantiene a lo largo de las composiciones artísticas de quienes  abordan el mundo gitano como tema, la composición  Gitana es un canto a la mujer-diosa, evocación de un amor inalcanzable pero  siempre inspirador  por lo que el cantante y autor nos regala las siguientes líneas:

“Bien sé que tú, yo se bien que tú, yo sé bien que tú

Ni te has dado cuenta de este muchacho

“Al que madruga Dios lo ayuda”

Y eso espero, pues me paso toda la noche por ti desvelado”

Al final la Salsa y la literatura le regalan al arte  ritmo, sabor y vida, vida que le permite a la poesía llegar a nuevos horizontes y a su vez crear  fantasías, ello gracias a la complicidad que desde siempre ha existido entre ambas expresiones. En su trabajo Poesía y música, relaciones cómplices” la investigadora Blasina Cantizano Márquez indica lo siguiente: “Es por ello que en algunos casos para poder lograr una completa comprensión y disfrute de ciertos poemas, es necesario apreciar aparte de su componente lingüístico, saber valorar el componente musical subyacente; es decir, no alcanzaremos a apreciar su verdadero valor hasta que no aunemos música y literatura como dos disciplinas artísticas íntimamente relacionadas con el pueblo y la cultura de la que proceden.”.  En tal sentido, disfrutamos en Gitana esos elementos:

“Solo, solo para ti,

 solo para ti yo soy,

 solo para ti seré


Espero con la esperanza

 que algún día me puedas ver”

 

David Figueroa González

Anuncios

Autor:

Escritor Venezolano, amante de la literatura en todos sus géneros

3 comentarios sobre “Gitana de Willie Colón seduce a ritmo de salsa y enamora con su poesía

  1. Guau, excelente tu ensayo… sabía desde hace mucho que Willie Colón se había inspirado en ese bello poema de Bécquer, mi poeta favorito. Después releeré tu artículo con más calma, porque lo disfruté mucho…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s